Los médicos aconsejan a la madre que abandone a su recién nacida con síndrome de down – 33 años más tarde Emma Anderson triunfa en la vida

Una tormenta se produjo en Islandia el año pasado. Y no fue precisamente por causa del clima. Se trataba de una noticia impactante: el síndrome de Down estaba casi erradicado dentro de las fronteras del país. Muchos quedaron aterrorizados ya que el síndrome de Down no es hereditario y la única forma de “evitarlo” es mediante el aborto. Y ello provocó una fuerte reacción ante la noticia.

Pero considerar el síndrome de Down con cierto menosprecio no es un fenómeno nuevo. Y esta triste historia es un claro ejemplo. En Cambridge en Gran Bretaña, una madre tuvo que oír de los médicos que su hija no “valía nada”, según Inside Edition.

¡Tres décadas más tarde, tanto la madre como la hija demostraron a los médicos que estaban totalmente equivocados!

Se llama Mirka Anderson. Hace 30 años se mudó de Polonia a Inglaterra. En aquel entonces estaba embarazada y no realizó todos los controles de embarazo. Por ello sufrió un shock cuando nació su hija Emma en el hospital Rosie.

Fuente de la foto: Youtube

Según Cambridge News Mirka cuenta:

– Nos dijeron a mi marido y a mí que la niña tenía el síndrome de Down. Y añadieron: No necesitas llevártela a casa ya que nunca hará nada en la vida.

Por supuesto estos comentarios eran absolutamente impactantes para una madre que recién ha dado a luz a su hija. Se negó evidentemente a escuchar a los doctores y no abandonó, bajo ningún concepto, a su bebé, como cualquier madre haría.

Posted by Mirka Anderson on Saturday, 18 March 2017

 

Mirka ha luchado durante todos estos años por darle a su hija un buena educación y fue a la escuela como todos los demás niños. ¿Qué crees que pasó? Emma floreció.

Fuente de la foto: Youtube

Acaba de sacarse el grado en arte en una escuela de formación profesional ¡y ha recibido miles de felicitaciones y elogios a través de las redes sociales!

– “Cuando era pequeña la gente decía que no debía jugar con los demás niños, pero yo la animaba para que fuera al grupo donde estaban todos los demás chicos. Y lo hizo” cuenta la madre a Royston Crow.

– “Durante su periodo escolar lo único que pedía era que se la diera una oportunidad”.

Fuente de la foto: Youtube

¡La voluntad de ambas, madre e hija, por conseguir su objetivo dio sus frutos en el año 2005! Emma consiguió exponer en la prestigiosa galería de arteTate Modern art gallery. Una persona que trabaja en la escuela donde estudiaba, envió su obra de arte a un concurso.

¿Y quién ganó?

¡Pues Emma, claro!

En el siguiente vídeo puedes ver toda la historia de Emma y su obra de arte.

¡Eres un verdadero ejemplo, Emma!

Durante muchos años y en muchos lugares del mundo se ha tratado de esconder y hacer invisible en la sociedad a ciertas personas. Se les ha olvidado y se les ha escondido solo por tener un diagnóstico que les hace diferentes.

Pero las personas con síndrome de Down deberían tener las mismas oportunidades de participación y de libertad que los demás. ¡Comparte o dale a me gusta si estás de acuerdo!