Exnovio celoso la apuñala 32 veces: al año su salvador susurra 4 palabras que lo cambian todo

Yo siempre he creído en el amor a primera vista. No hay nada como conocer a alguien y sentir directamente esa conexión especial.

El primer encuentro de Melissa Dohmes y Cameron, quien hoy es marido, no fue fue precisamente agradable.

Cuando se vieron por primera vez, Melissa estaba casi muerta.

El novio de Melissa en ese momento no quiso aceptar que ella terminase la relación y la apuñaló 32 veces con un cuchillo, según informa CBS News.

Había sangre por todas partes y tuvieron que trabajar duro para salvar a Melissa, Cameron fue uno de los que la asistieron.

A pesar de que la situación era grave, Cameron sintió algo extraño. Sabía que él y Melissa se iba a volver a ver.

YouTube/Inside Edition

Y así ocurrió. Diez meses después Melissa, que se había convertido embajadora de mujeres maltratadas, tenía que impartir una charla. Cameron estaba sentado entre el público, junto a otros técnicos de ambulancia que también habían atendido a Melissa.

Ella había mantenido contacto con algunos de los que le habían ayudado aquella noche, pero a Cameron no lo había vuelto a ver desde la noche del ataque.

Pero ella lo vio entre el público

Aunque no habían tenido posibilidad de hablar esa noche, los dos habían pensado el uno en el otro.

Posted by King Pithla & Queen Chasco on Thursday, 7 December 2017

Cameron invitó a Melissa, y a su madre, a la estación de bomberos en la que trabajaba. Después las llevó a cenar.

Cameron y Melissa conectaron al instante, y Melissa encontró rápido excusas para ir a visitar a Cameron a la estación de bomberos. En poco tiempo se dieron cuenta de que estaban hechos el uno para el otro.

Dos años después de conocerse, Cameron planeó algo muy especial.

Durante un partido béisbol, Melissa fue invita a lanzar la primera pelota, como reconocimiento al gran trabajo que había hecho con mujeres víctimas del maltrato.

Posted by Tampa Bay Rays on Monday, 11 May 2015

Justo antes, apareció Cameron corriendo en el campo. En la pelota había escrito una propuesta de matrimonio y se puso de rodillas frente a todo el estadio. “¿Quieres casarte conmigo?“.

La cara de sorpresa de la novia lo dice todo.

La ceremonia fue fantástica, y muchos de los que ayudaron esa noche a Melissa estuvieron allí. El policía que la encontró tras el ataque, fue el padrino de boda.

Ahora Melissa quiere compartir su historia con otras personas. Si alguien que conozcas está en una relación destructiva, anímala a que pida ayuda.

Posted by Melissa D. Hill on Sunday, 11 June 2017

Se puede salir de una situación de maltrato, aunque sea duro, hay que pedir ayuda y ver la luz al final del túnel. Melissa es una prueba viviente de ello.

Facebook/Amy Pezzicara/ Pezz Photo

¡Comparte este artículo para difundir el mensaje de Melissas antes de que sea más tarde para otras personas!