Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

9 primeros síntomas de diabetes que debes tomarte en serio

La diabetes es un nombre colectivo para algunas enfermedades que provocan una alta concentración de azúcar en sangre.
Además de la diabetes tipo 1, también existen la diabetes tipo 2 y la diabetes de embarazo.

El número de personas con diabetes ha aumentado de 108 millones en 1980 a 422 millones en 2014, según datos de la Organización Mundial de la Salud.

Los primeros síntomas pueden ser tan sutiles que algunas personas las pueden considerar de poca importancia.

Si no tratas la diabetes a tiempo, puede llevar no sólo a una calidad de vida reducida, sino también a una menor esperanza de vida, por eso es tan importante diagnosticar la enfermedad pronto.

Aquí hay una lista de las 9 señales de advertencia de la diabetes, que pueden llegar a detectar la enfermedad a tiempo.

1. Aumento de la sed y de la frecuencia al orinar

La sed excesiva (polidipsia) y una mayor frecuencia al orinar (poliuria) son los síntomas más comunes de la diabetes. Cuando tienes diabetes, tus riñones no pueden absorber el exceso de azúcar. 

En lugar de eso, termina en la orina y los fluídos de los tejidos. Esto te hace sentir deshidratado, por lo que tienes más sed y bebes más, lo que a su vez hace que orines con más frecuencia. 

La persona media orina entre 6-7 veces al día. En algún punto entre 4 y 10 veces al día es normal para una persona saludable. ¿Más de eso? Puede ser un signo de que algo no va bien.

2. Mayor hambre

Hambre excesiva (polifagia) – junto con la sed y las mayores ganas de orinar, constituyen los 3 mayores signos de diabetes. Las grandes fluctuaciones de azúcar en sangre pueden causar un hambre aguda.

El aumento del apetito  en la diabetes tipo 2 también puede deberse a que las células en el cuerpo no reciben la energía que necesitan porque la insulina no tiene el efecto deseado. De hecho, comer tan sólo aumenta los niveles de azúcar en sangre.

Si comes como una persona normal, pero tu hambre persiste, puede que precises consultar a un médico, incluso si no tienes otros síntomas de diabetes.

3. Fatiga

Otro síntoma de la diabetes es la fatiga constante.

Cuando tienes diabetes, te sientes cansado y con sueño constantemente por la misma razón por la que sientes hambre: tus células no tienen suficiente glucosa para usarla como combustible. La deshidratación causada por una mayor producción de orina también contribuye al sentimiento de fatiga.

La fatiga puede ser un síntoma de otras enfermedades, pero en combinación con otros síntomas de la lista pueden ser un signo de diabetes.

4. Visión borrosa

Si la visión borrosa no es un signo de otros problemas serios en los ojos, puede que sea un signo de diabetes temprana. Esto sucede debido a cambios en los vasos sanguíneos de tu cuerpo, inlcuyendo en la retina del ojo, que pueden derivar de una diabetes. Estos cambios hacen que la lente del ojo se hinche o cambie de forma. 

Esto afecta tu habilidad de enfocar y ver las cosas, objetos y texto se hacen borrosos o poco claros.

Estos cambios en los ojos son normalmente reversibles y tu visión debería volver a la normalidad tan pronto los niveles de glucosa en sangre vuelven a la normalidad. Pero si no se trata se podría terminar desarrollando una ceguera. 

5. Inexplicable pérdida de peso

Le pérdida inexplicable de peso significa que pierdes un montón de peso, sin la ayuda de una dieta o el ejercicio. Como tu cuerpo no puede usar la glucosa como fuente de energía cuando tienes diabetes, en su lugar empieza a quemar grasa y músculo, lo que causa la pérdida de peso.

La deshidratación también contribuye a la súbita pérdida de peso, ya que el cuepo usa todos los líquidos disponibles para producir orina.

La pérdida inesperada de peso es un signo temprano común de diabetes tipo 1, pero también puede afectar a personas que padecen diabetes tipo 2.

6. Picor

Tal y como mencioné arriba, el exceso de azúcar es excretado por la orina, el cuerpo extrae líquidos de otros tejidos, incluyendo la piel (el mayor de tus órganos). 

La piel seca puede hacer que tu piel cuelgue y los puntos más secos de tu piel se irritan e infectan. Otra causa de este picor son las infecciones por hongos, comunes en las personas con diabetes.

Si tienes diabetes, busca algunos trucos para mantener tu piel saludable.

7. Las heridas se curan lentamente

Los cortes y las úlceras que se curan lentamente pueden ser un síntoma de diabetes. Los altos niveles de azúcar e insulina en sangre son inflamatorios, pero también provocan circulación sanguínea deficiente, lo que hace que sea difícil para la sangre reparar zonas dañadas. 

Esto es especialmente notable en los pies, y no es poco común que los pacientes con diabetes desarrollan úlceras en los pies que pueden llevar a problemas más serios. 

Si has notado que tus heridas requieren más tiempo para sanar que antes díselo a tu doctor.

8. Puntos oscuros en la piel

Las Acanthosis nigricans son formas de melanosis, de un negro marronoso, definida como una hipepigmentación con hiperkeratosis de la piel, especialmente en las dobleces de la piel.

Estas áreas normalmente aparecen en zonas donde la piel está doblada, como en la garganta, en las axilas, codos, ingles, así como en los dedos.

Aunque esta condición puede afectar a las personas saludables, la acanthosis nigricans es un síntoma relativamente común de la diabetes y debería ser examinada por un doctor.

9. Cosquilleo o entumecimiento extremidades

El entumecimiento o cosquilleo en manos y pies es otro síntoma de diabetes. La diabetes y los altos niveles de azúcar en sangre pueden llevar a una mala circulación sanguínea, lo que puede provocar daño en los nervios.

Los pies y las manos, las partes del cuerpo que están más lejos del corazón, usualmente sufren primero.

La diabetes es una enfermedad crónica que puede llevar a varias complicaciones serias si se deja sin tratar.

Según la Asociación para la diabetes en Suecia, cuanto antes se diagnostique la enfermedad, más fácil es manejarla y tener una larga vida.

Si notas estos síntomas, especialmente varios de ellos, contacta a tu doctor.

Por favor, ayúdame a difundir este artículo en Facebook. Podemos salvar vidas dando a conocer toda la información sobre esta enfermedad.