Tweet about this on Twitter Pin on Pinterest Share on Facebook

Presiona en este punto 2 minutos – te vas a sorprender de lo que ocurre en el cuerpo

Todos tenemos esos días en los que el cuerpo no responde y no se siente muy bien. Y esos días no son divertidos para nada.

Por suerte hay muchos y diversos métodos que hacen maravillas, medicamentos, cremas y remedios misteriosas – pero este  truco viejísimo será el primero que voy a probar cuando  tenga dolor de cabeza o de espalda.

Acupresión

Lo primero que debo contar es que esto no es un truco cualquiera. De hecho tiene varios miles de años de antigüedad, y proviene de una antigua doctrina médica china llamada acupresión.

Este arte de sanación explica que el cuerpo está provisto de diferentes puntos que a su vez están conectados con nuestros diferentes órganos.

La técnica conlleva la presión de puntos específicos en nuestro cuerpo para aliviar diversas dolencias y enfermedades.

Fuente de la imagen: Shutterstock

Punto en los pies

La mayoría de nosotros, desafortunadamente, no sabemos dónde se encuentran estos puntos. Y pensé en compartir un truco que encontré en internet sobre el punto LV3, también llamado “Tai Chong”.

Este punto se ubica en el pie y más concretamente en la membrana entre el dedo grande y el dedo del lado.

Si te tocas el pie con el dedo, encontrarás enseguida ese punto.

Fuente de la imagen: Pinterest

Método

Realiza un masaje en este punto durante 2 o 3 segundos.

Haz una pausa de 5 segundos antes de volver a realizar el masaje 2 minutos.

Recuerda mover el dedo en ese punto, en el sentido contrario a las agujas del reloj.

Fuente de la imagen: Shutterstock

¿Qué ocurre en tu cuerpo?

Si se repite este ejercicio tres veces al día, esta técnica producirá efectos positivos para la salud.

La estimulación deberá, entre otras cosas, curar el dolor de cabeza, reducir el estrés, controlar la rabia, aliviar el dolor de espalda, ayudar con la presión arterial alta, aliviar el dolor menstrual, el dolor en las piernas, los problemas para dormir y la preocupación.

Recuerda siempre que la acupresión ayuda para aliviar los dolores suaves. Si tienes mucho malestar, siempre es mejor consultar con un médico. Tampoco debes estimular el punto durante el embarazo, o si te sientes débil y tienes poca energía.

No pasa nada por intentarlo, así que al menos hay que probarlo. ¡Después de todo, la técnica de la acupresión ha estado presente en la medicina china durante miles de años!

¡Comparte este truco con tus amigos de Facebook! Quizás les ayude contra el dolor de cabeza, el dolor de espalda o el estrés – y seguro que te lo van a agradecer!