Imágenes de Esther, 80, con la cara en la almohada y casi ahogada en ancianto – tienen a la red enfurecida

La decisión de llevar a nuestros padres en un hogar de ancianos nunca es fácil, pero a menudo no tenemos otra opción.

A todos nos gusta la idea de permanecer en nuestra propia casa y permanecer independientes, pero cuando necesitamos más ayuda de la que nuestra familia puede darnos, nuestros seres queridos deben tomar una decisión difícil.

Pero, por supuesto, esperamos que el personal del hogar de ancianos cuide de nuestros seres queridos como si fueran su propia carne y hueso.

Pero lamentablemente, a veces, este no es el caso.

Cuando James Brown fue a visitar a su madre de 80 años de edad, Esther Brown, a la residencia de Altercare Nobles Pond Retirement, en Ohio, Estados Unidos,  se encontró con una visión horrible.

James había traído a su pastora y amiga de muchos años, Julia Wiggins, para ver a Esther en el prestigioso hogar de ancianos de Canton.

Brown dijo que encontraron a su madre, Esther, en una silla de ruedas, con la cara apoyada en una almohada, casi sin aliento y sin poder levantar la cabeza.

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=10213400394497490&set=a.2192720690722&type=3

Diez minutos tardó el personal del centro en responder a la llamada del Sr. Brown.

La pastora Julia Wiggins dijo que Esther estaba en un rincón de la enfermería. Al principio ella no la reconoció pero luego se dio cuenta del horror.

“Después de ser curiosos, abordamos el tema solo para descubrir que era la madre de James. Esther Brown estaba boca abajo en una almohada suave mientras jadeaba para poder encontrar aliento y respirar sin tragarse su propia saliva”, dijo, según informa el Daily Mail.

El hijo de Esther comenzó a gritar, ”esa es mi mamá” y se apresuró a ayudarla.

La pareja gritó pidiendo ayuda y pasaron diez minutos antes de que alguien viniera. Julia tomó fotos de Esther como evidencia de su tratamiento.

https://www.facebook.com/photo.php?fbid=10213400395057504&set=a.2192720690722&type=3&theater

James se quedó con su madre toda la noche, estaba tan preocupado por ella que al día siguiente presentó una denuncia oficial en contra del centro.

Después de una investigación, la queja de la familia Brown fue declarada sin fundamento, afirma Daily Mail.

Julia compartió las fotos que había tomado de Esther en las redes sociales con una larga descripción de lo que habían descubierto.

El mensaje rápidamente se volvió viral y hasta ahora se ha compartido más de 150.000 veces, atrayendo 62.000 comentarios del shock absoluto ante el supuesto tratamiento de Esther.

Sunday morning message: The Peace of God in an ungodly world.

Gepostet von Julia Wiggins am Sonntag, 30. Juli 2017

Si piensas que deberían cuidar con más cariño a la gente mayor que tanto nos dieron a lo largo de sus vidas, comparte la publicación con tus amigos en Facebook para que más personas puedan ver esto.