Maestro castiga a niño autista presionándolo contra el suelo, tras un momento deja de respirar para siempre

Una tragedia terrible en el estado de California en Estados Unidos ha creado titulares en varios países, y también se ha difundido en redes sociales.

Lisa Baskin Wright, perdió a su hijos de 13 años en un escándalo que nunca debería haber ocurrido. Ahora ella le pide al mundo que difundan su historia.

Como Max, de 13 años de edad, tenía autismo, necesitaba algún tipo de asistencia adicional en la escuela, pero los encargados de The Davis Joint Unified School District consideraron que era mejor para él ir a una escuela para niños con necesidades especiales. Allí podía obtener toda la ayuda que necesitaba, pero sobre todo se sintiera seguro. Al menos así lo motivaron.

Nadie se podía imaginar que el lugar que iba a ser más seguro para Max, lo llevaría a la muerte.

Profesor presionó la cara de Max contra el suelo

Max solo tenía 13 años cuando tomó sus últimos respiros. Fue durante una clase en el colegio que consideraron que no hacía caso, y entonces fue penalizado por un maestro que lo presionó hacia el suelo.

La cara de Max fue presionada hacia el suelo. Él pidió si podía ir al baño, pero no lo dejaron. Todo para que aprendiera a comportarse.

Justice for Max BensonCandle Vigil on Sunday November 17, at 2:00 pmOn the Steps of El Dorado County District…

Gepostet von Lisa Baskin Wright am Sonntag, 3. November 2019

Max fue sostenido durante mucho tiempo, por tanto tiempo que dejó de respirar.

Dejó de respirar

En un mensaje en Facebook la madre cuenta sobre la tristeza, después de la tragedia que mató a su hijo en el año 2018.

“Con el tiempo, la fuerza hizo que Max dejó de respirar. Sorprendentemente, el personal también ignoró esto. No fue hasta casi dos horas después del horrible castigo de Max que el personal llamó a una ambulancia. Pero entonces ya era demasiado tarde: la vida de Max había terminado. Acababa de cumplir 13 años.

Durante casi un año, El Dorado County District Attorney’s Office y El Dorado County Sheriff’s Department hicieron una grande investigación sobre la muerte de Max y las rutinas de Guiding Hands School y su personal.

Finalmente, están en una etapa en la que están considerando qué acusaciones, si las hay, van a presentar contra el maestro que cometió el acto, contra los administradores que alentaron y permitieron tal comportamiento, y contra otro personal que contribuyó a la muerte de Max. Sus alternativas son irregularidades o delitos.”

La madre termina su mensaje pidiéndole al mundo que la ayuden a alzar la voz y luchar para que los responsables reciban su castigo, después de más de un año de investigación y proceso legal.

En el video de aquí abajo de Fox40 puedes escuchar más sobre el suceso.

Por favor comparte si apoyas a la madre y si quieres ayudar a crear conciencia sobre todos los niños que son víctimas de injusticias.

Få vårt nyhetsbrev

* indicates required