Mamá es prohibida entrar donde el hijo tras cirugía – se cuela y capta lo que la enfermera hace con el niño

Todos los que tienen hijos saben que la peor pesadilla de un padre es es que a un hijo le pase algo o se enferme gravemente. En esas situaciones uno quiere estar allí para apoyarlos, protegerlos de todo el dolor y todo lo malo. Desafortunadamente es imposible siempre hacer esto.

Cuando el hijo de Layla, Slade de 5 años, tuvo que operar sus amígdalas sintió un dolor terrible, como todos sienten después de de una de estas cirugías. Layla quería entrar donde su hijo, pero el personal del hospital no la dejaba. Cuando de todas formas logra meterse ve lo que una de las enfermeras hace.

La madre Layla de Estados Unidos se sintió completamente desesperada cuando sabía que su hijo de 5 años tenía mucho dolor cuando estaba acostado en la sala de recuperación.

Además el niño Slade quería estar cerca de su mamá, cuando tenía esos dolores en el cuello. Las enfermeras explicaron que él aún no podía ver a su mamá, y fue entonces que una de ellas hizo lo que le salió del corazón.

La enfermera consuela al niño en sus brazos, cuando la mamá no puede estar ahí

El niño lloraba, pidiendo consolación, pero no podía ver a su mamá en un rato, así que la enfermera Annie se sentó a su lado y lo abrazó para que se calmara.

Y funcionó. Cuando la madre se asomó vio que la enfermera estaba sentada consolándolo. Quedó muy conmovida con el momento.

“Todo lo que uno quiere es que los otros cuiden a sus hijos como uno mismo hubiera querido”, dice en un vídeo de Facts Verse.

Son este tipo de enfermeras que queremos. Comparte para elogiar su compasión y para inspirar a los demás.