“Su cráneo estaba deformado”: La mamá describe el momento en que ve a su bebé por primera vez

Estar embarazada y preguntarse cómo será tu nuevo bebé es algo mágico.

La espera y el ansia de saber más sobre la nueva vida que está creciendo dentro de ti es algo que muchas parejas quieren experimentar.

Amanda Schuster y su marido llevaban mucho tiempo tratando de ser padres y pensaron que algo no estaba bien.

Ya tenían un hijo de 5 años. Pero como ambos tenían ya los 40, creyeron que las posibilidades de tener un segundo hijo eran escasas.

 Theyamqueen/Instagram

Pero de repente las noticias del embarazo de Amanda los llenó de alegría. No podían esperar a su primera ecografía para ver su sueño hecho realidad.

Bebé sano

Pero cuando el médico hizo la ecografía, un desgarrador dolor inundó a la pareja al saber que su bebé tenía un problema en el cráneo.

A Amanda le hicieron unas pruebas genéticas en el feto a las 10 semanas y los resultados indicaron que tenía un bebé sano y que iba a ser una niña.

View this post on Instagram

Intermission selfie!

A post shared by #TeamEmmy (@theyamqueen) on

Pero tras varios meses de embarazo lleno de alegría y excitación por su nuevo hijo, Amanda se hizo una ecografía y no podía creer el resultado.

Fusión prematura de ciertos huesos del cráneo.

El médico les dijo a Amanda y Robert que su bebé tenía algún tipo de enanismo y que sería difícil que sobreviviera fuera del útero.

Afortunadamente, la pareja decidió buscar una segunda opinión y esta vez le dijeron que su bebé en realidad tenía una afección llamada síndrome de Pfeiffer que causa la fusión prematura de ciertos huesos del cráneo y afecta la forma de la cabeza y la cara.

Como buenos padres responsables, la pareja investigó y pensó que con un mayor conocimiento y comprensión podrían entender y aceptar la condición de su hijo.

Finalmente Amanda se puso de parto y ya en el hospital la bella Emmy vino al mundo.

“A pesar de habernos preparado lo mejor que pudimos, fue un shock ver a Emmy al nacer” dijo Amanda, según Faith Tap.

“Sus ojos eran enormes, su cráneo estaba deformado, y la incubaron inmediatamente antes de que ni siquiera pudiera mirarla. Ella tiene los ojos azules más hermosos y el cabello oscuro”.

Durante los siguientes cuatro meses, Emmy y Amanda tuvieron que permanecer en el hospital para asegurarse que Emmy respiraba normalmente y que estuviera sana, informó Faith Tap.

Con 18 meses, Emmy ya había soportado 20 operaciones y se espera que haya más en el futuro, según el artículo.

View this post on Instagram

Taking photos is a difficult task these days. 😂

A post shared by #TeamEmmy (@theyamqueen) on

Emmy posiblemente no lo tenga fácil en el futuro pero con el apoyo y el amor incondicional a su alrededor puede seguir adelante sintiéndose segura. Bendita Emmy y familia. Esperemos que el resto de las operaciones sean un éxito.

Por favor comparte para desearle a Emmy felicidad y suerte en el futuro.