Hombre le mostró los genitales a mujer que estaba afuera corriendo – no sabía que ella es ex-militar

Mientras que la gran mayoría de nosotros hacemos todo lo posible por ser personas productivas, decentes y respetables de la sociedad, siempre habrá quienes no lo sean.

De vez en cuando podemos sentirnos frustrados con este tipo personas, quienes tan a menudo hacen que el mundo sea menos placentero para vivir.

Uno de los que forma parte de ese conjunto, es un tipo que trató de exhibirse delante de la persona equivocada mientras corría.

Según las fuentes,  el incidente ocurrió en un parque de Boston, Estados Unidos, cuando un hombre de “compostura corpulenta” se sacó el pene ante una mujer que hacía deporte.

Lo que él no sabía, y seguramente le dio motivo para lamentar sus acciones, era que ella era un ex miembro del ejército israelí.

Aia, quién no reveló su primer nombre, comenta que había salido a correr cuando un hombre se exhibió ante ella y luego salió huyendo.

Sin embargo la ex-militar de 1,80 no estaba dispuesta a dejarlo pasar.

Ella comentó a NBC Boston: “Le dije: te voy a atrapar. Voy a atraparte, cariño.”

“No era su día de la suerte, porque decidí ir por él.”

Y dicho y hecho, esto es lo que hizo. Aia tiró al delincuente al suelo y lo mantuvo allí durante unos minutos mientras que ella pedía ayuda. Desafortunadamente, nadie acudió en su ayuda, y el hombre logró escapar.

“De dónde vengo y crecí, no nos limitamos a caminar”, continuó.

“Nosotros no lo ignoramos, porque tengo una hija y podría ser ella, la víctima que estuviera ante él, la próxima vez. Y no lo voy a tolerar.”

“Si quieres llamar lo que hice valentía, sí, lo hice por los demás.”

Mientras tanto, la policía del estado de Massachusetts emitió la siguiente declaración: “El hombre se resistió ante el intento de la mujer de detenerlo y huyó del área. Éste fue visto por última vez corriendo por la calle Amesbury.”

La propia Aia no se arrepiente de haber perseguido al hombre.

“Por supuesto que no … No estaba lista para ver su pequeño (expletivo). No no lo voy a hacer. De ninguna manera. No es justo.”

El sospechoso es un hombre de constitución corpulenta, con el pelo corto y oscuro, con poco pelo, y en el momento del incidente llevaba ropa deportiva blanca y negra con zapatillas negras y suelas blancas.

Personas como este hombre no tienen cabida en la sociedad salvo que quieran cambiar su modo de actuar comportándose como seres humanos respetables. 

¡Comparte este artículo para elogiar a Aia por su valentía!